Web sobre Tecnología y Seguridad Informática

Pasos que debes seguir si tu red Wi-Fi es hackeada

Los ciberataques están a la orden del día. No solo nos referimos a los que ocurren a miles de kilómetros de distancia, sino también a los que suceden en tus proximidades. Precisamente en esta ocasión hablaremos de los últimos que hemos mencionado, en concreto abordaremos los que guardan relación con la red Wi-Fi.

Es innegable que presenta ciertas vulnerabilidades, las cuales pueden ser aprovechadas por otros individuos con tal de penetrar en ella y causar estragos. Si desafortunadamente alguien lo ha conseguido y te hackeó la red inalámbrica has de seguir los pasos que detallaremos a continuación.

 

Desconecta el router cuanto antes

Si alguien está dentro de tu red Wi-Fi significa que puede llevar a cabo varias acciones sin tu permiso, algunas de ellas bastante peligrosas. Así pues, lo más importante es cortarlas de raíz.

Para tal fin, desactiva las funciones inalámbricas del router. Si es preciso desconéctalo de la red eléctrica. Posteriormente ya podrás continuar con el resto del procedimiento.

 

Instala un buen antivirus

No dudes en apostar por un buen antivirus. Algunos sistemas operativos ya implementan un sistema de seguridad, pero no es suficiente para evitar intrusiones de este calibre. Más bien te protegen de malware y otros elementos un tanto dañinos.

Ello no tiene por qué exigir un cierto desembolso, puesto que algunos antivirus de sobresaliente calidad se caracterizan por ser cien por cien gratuitos. En cualquier caso, te avisará si detecta un mayor o menor riesgo de intrusión en la red Wi-Fi para que puedas actuar en consecuencia antes de que se produzca el problema.

Adicionalmente, el antivirus por el que optes te ayudará a averiguar si, más allá del acceso a la red inalámbrica, se ha producido alguna otra adversidad. En caso afirmativo tendrás la posibilidad de subsanarla con los medios que el software ponga a tu disposición.

 

Cambia la contraseña: nada de datos personales ni claves predefinidas

Aquella persona que ha hackeado tu red inalámbrica ya conoce la contraseña, por lo que en caso de no cambiarla podría repetir su estrategia de acceso más adelante. ¿Cómo evitarlo? Modifícala, pero teniendo en cuenta algunos aspectos de gran relevancia.

En primer lugar, olvídate de poner información personal como fechas de nacimiento o el nombre de tus mascotas. Son datos fácilmente averiguables que, por medio de determinados métodos, acabarían dando pie a que volviesen a saber el término de seguridad y se repitiera la penetración en el sistema. Por otra parte, evita emplear la clave predefinida, la cual suele ser visible en algún lugar físico del router.

Nos haría muy feliz que comentaras algo sobre este artículo

      Dejar Comentario